Cocción y técnica

Embutidos: secreto de sazón y sabor

Conoce los embutidos más famosos de la gastronomía mundial y cómo utilizarlos en tus recetas.

Salami o pepperoni en rodajas, uno de los embutidos más famosos en el mundo

Descubre el mundo del salami, el chorizo, la morcilla y mucho más.

El sabor potente, aromático y ahumado de los embutidos los convierten en uno de los ingredientes más queridos en el mundo, ya sea para darle un toque más sabroso a un guiso o para ser el protagonista de un plato principal.  

Existe una gran cantidad de variedades de embutidos en el mundo, pasando por la salchicha tradicional y el chorizo español como también por joyas latinoamericanas como el choncholí y la longaniza. En este espacio les contaremos todo lo que deben saber sobre los embutidos, cuál es su clasificación y cómo utilizarlo en diferentes recetas.  

¿QUÉ SON LOS EMBUTIDOS Y CÓMO SE CLASIFICAN?  

Los embutidos son una preparación cárnica condimentada con hierbas y especias introducida en una tripa natural o artificial. Aunque por lo general se preparan con carne de cerdo, también existen embutidos de carne de res o de pavo. Este proceso de embutido, que puede involucrar ahumado, curado o fermentado, es una forma de preservar y realzar los sabores de las carnes. 

Una de sus cualidades es que una gran mayoría de embutidos se pueden comer crudos y cocinados. Son bocaditos muy prácticos para acompañar y darle un sabor extra a tus comidas (por la potencia de su sabor) y también para picar en grupo como entrada o como merienda.  

No existe una clasificación estándar de los embutidos, pero algo que sí los diferencia es el método de curado. Estos son los tres métodos de curado, que cuentan con distintas características en su sabor, su textura y las recetas en las que se utilizan. Embutidos frescos, curados y fermentados, ¡conócelos! 

Embutidos frescos 

  • Sabor: Vibrante y jugoso. 
  • Textura: Suave y tierna. 
  • Recetas: Perfectos para parrillas, guisos y salteados. 

Embutidos curados 

  • Sabor: Intenso y ahumado. 
  • Textura: Firme y aromática. 
  • Recetas: Ideales para aperitivos, tablas de embutidos y ensaladas. 

Embutidos fermentados 

  • Sabor: Complejo y agridulce. 
  • Textura: Firme pero jugosa. 
  • Recetas: Destacan en platillos de inspiración latinoamericana y pizzas gourmet. 

TIPOS DE EMBUTIDOS  

En la cocina latinoamericana los embutidos son muy comunes, sea en la receta secreta de tu abuela en unas lentejas o unos garbanzos o en las picadas y tablas de quesos y carnes que compartimos con nuestra familia en una ocasión especial.

Rodajas de salchichón embutido cayendo en un fondo blanco

Hoy exploraremos algunas de sus clases y por qué son una de las manifestaciones gastronómicas más ricas de nuestras regiones.  

Salchicha tradicional  

Su sabor suave y su textura jugosa la convierten en un clásico en todas las cocinas del mundo. La salchicha tradicional encuentra su lugar en platos comunes y deliciosos como unos huevos revueltos o un asado al aire libre. Su versatilidad la convierte en una elección querida, capaz de adaptarse a una variedad de recetas. Además, la puedes encontrar en cualquier supermercado a tu alcance.  

Salchicha alemana 

La salchicha alemana, con su sabor ahumado y textura firme, nos transporta a las tradiciones culinarias de Europa. Su presencia en platos como el chucrut y las parrilladas rinde homenaje a la influencia alemana en la región. Esta es una salchicha que, gracias a su sabor robusto, no necesita la compañía de una salsa.  

Recetas con embutidos

Longaniza 

Presente en guisos, sopas y arroces, la longaniza aporta una dimensión única a cada platillo. Sus matices, suaves pero presentes, se despliegan en cada bocado. La longaniza es una joya escondida en la vastedad de la oferta gastronómica latinoamericana que puedes encontrar en las comidas callejeras y las plazas más cercanas.  

Morcilla  

Un embutido conocido por su color negro marrón, elaborada con sangre de cerdo, grasa y arroz. La podemos ver en guisos, tapas o picadas tradicionales. Su textura es suave y su sabor es especiado y terroso. La morcilla es uno de los manjares del mundo de los embutidos que se puede comer sin acompañamientos y es deliciosa por sí sola.  

Salami 

Por lo general, vemos el salami en pizzas y tablas de quesos y embutidos. Por ejemplo, el pepperoni, tan adorado en algunas pizzerías clásicas, es un tipo de salami. Cada rodaja demuestra un proceso de curado intenso, que se ve reflejado en su sabor.  

Jamón tradicional y jamón curado  

Un elemento esencial en cualquier sándwich y el inseparable compañero del queso. El jamón, entre ellos el serrano, el blanco y el ibérico, es un infaltable dentro de los bocadillos o los snacks rápidos. También funciona muy bien con ingredientes dulces y frescos, como las frutas.  

Chorizo  

Este embutido cuenta con un sabor inconfundible: una textura jugosa y crujiente al mismo tiempo. Aunque es uno de los ingredientes protagonistas de la cocina española, las recetas caseras latinoamericanas lo han acogido como uno de los condimentos más queridos para darle un toque ahumado a las comidas. Con un toque de zumo de limón tendrás la amalgama perfecta entre lo salado y lo ácido.

Varios chorizos sobre una parrilla de carbón y con unas pinzas

Choncholí 

En las parrillas festivas, el choncholí revela su esencia crujiente, mientras en los guisos de cocción lenta, su textura gelatinosa absorbe a la perfección los sabores de hierbas y especias. El choncholí, también conocido como chunchullo, es un embutido que también podemos ver comúnmente en la gastronomía callejera latinoamericana.  

Estos embutidos, presentados en todo su esplendor, son tesoros culinarios que no solo llenan los platos, sino que cuentan historias de tradición, pasión y mestizaje cultural en cada rincón de Latinoamérica. La diversidad de sabores y texturas de estos embutidos refleja la riqueza y la complejidad de la gastronomía regional. 

Conoce el raclette, un regalo de Suiza para el mundo.  

CINCO RECETAS CON EMBUTIDOS 

  • Choripán argentino: combina el robusto sabor del chorizo con la simplicidad del pan. Asado a la parrilla, el chorizo se presenta en un pan crujiente y se complementa con chimichurri, creando una sinfonía de sabores que resuena en cada mordisco. Esta delicia es el corazón de las reuniones y asados argentinos, capturando la esencia misma de la pasión culinaria del país. 
  • Feijoada brasilera: en Brasil, la feijoada es un guiso tradicional que cobra vida con la adición de embutidos como la linguiça. Este embutido ahumado aporta profundidad y complejidad al guiso de fréjoles negros, creando una mezcla de sabores que representa la diversidad y la riqueza cultural del país. Servido con arroz, naranjas y farofa, la feijoada es un festín para los sentidos. 
  • Lentejas con morcilla: las lentejas con morcilla son un plato reconfortante que combina la suavidad de las lentejas con la riqueza y profundidad de sabor de la morcilla. Cocinadas con cebolla, ajo y especias, las lentejas absorben los sabores de la morcilla, creando un plato que resalta la elegancia en su simplicidad. Esta receta es un ejemplo de cómo los embutidos elevan incluso los platos más modestos. 
  • Sándwich de salami y queso: el sencillo pero delicioso sándwich de salami y queso es una opción de bocado rápido que destaca la intensidad del salami. Combinando lonchas de salami con queso, lechuga y tomate entre dos rebanadas de pan fresco, este sándwich es un clásico que se disfruta en todas partes de Latinoamérica. Perfecto para almuerzos rápidos o meriendas informales, es un ejemplo de cómo los embutidos pueden transformar lo simple en extraordinario.

    Mesa con tablas de embutidos, quesos y aceitunas

  • Paella española con chorizo y jamón: la paella española, un ícono de la cocina española, cobra vida con la incorporación de chorizo y jamón. Estos embutidos añaden su sabor único a la mezcla de arroz, mariscos y vegetales, creando una explosión de sabores que transporta a los comensales directamente a las costas mediterráneas de España. La paella es una celebración culinaria que fusiona la tradición y la innovación. 

Los embutidos son acompañamientos deliciosos, llenos de textura y sabor, pero no olvides comerlos dentro de una dieta balanceada y en las porciones adecuadas. 

Estas recetas tradicionales encapsulan la riqueza de la gastronomía latinoamericana, donde los embutidos no solo son ingredientes, sino narradores de historias culinarias que conectan a las personas con sus raíces y tradiciones. 

Descubre cómo preparar tostadas francesas, las favoritas en las mañanas.  

 

 

 

Fuentes:  

https://www.atilanoanllo.com/productos-gallegos/2021/11/05/que-son-los-embutidos/  

https://entrenosotros.consum.es/10-tipos-de-embutidos-y-su-composicion  

https://www.torredenunez.com/es/que-son-los-embutidos-y-como-se-clasifican/  

Cómo hacer los mejores embutidos y chorizos caseros – El Laucha Responde | Locos X el Asado